Es triste ver en lo que nos convertimos con el paso del tiempo.


Lunes, 27 Marzo 2017
Es triste ver en lo que nos convertimos con el paso del tiempo.

Sabes, es triste ver en lo que nos convertimos con el paso del tiempo después de haber compartido tanto, nos alejamos de apoco sin que ninguno de los dos hiciera algo por evitarlo, quizá por orgullo o por malos entendidos, pero  dejamos que lo que nos unió por tanto tiempo se muriera, nos convertimos en unos extraños pero con recuerdos en común, perdimos mucho, tanta afinidad, confianza, comunicación, todo este tiempo creí de corazón que valía la pena luchar  por conservar esa complicidad especial, esa  amistad inusual que  llegamos a crear, pero llego el momento de aceptar que esa amistad  tampoco está, la indiferencia, la frialdad, las mentiras actuales  acabaron con eso y duele como no lo imaginas.


A veces pienso que debí haberme alejado cuando rompiste mi corazón  la primera vez , cuando aún estaba a tiempo, me habría  ahorrado decepciones, dolor y muchas lágrimas , pero no puedo culparte de eso totalmente, porque a fin de cuentas quien decidió seguir fui yo y  a pesar de  saber que ya no correspondías a lo que sentía, no me importo, acepte tenerte a ratos, a medias, sabiendo que había alguien más,  sin  darme cuenta me convertí en alguien gris, sin brillo que solo esperaba y no era feliz, pendiente del teléfono por si llamabas, pero ya no más, me canse de dar y no recibir lo mismo, nunca supe que querías, ni que buscabas, no diste oportunidad de tener algo real, solo fui alguien con quien lo pasabas y te entendías muy bien íntimamente , alguien con quien sabías podías contar siempre incondicionalmente, que no te pedía ni exigía nada, alguien que te quería desinteresadamente.

Pero finalmente me cayó de peso la realidad, me di cuenta que ya no hay nada más que yo pueda hacer, quiero y me merezco estar con alguien que me ame , que me acepte , que me valore y con quien pueda ser totalmente yo, acepto que ya fue suficiente y por eso  hoy me alejo definitivamente de tu vida, te dejo solo con tu egoísmo , tu nula lealtad y tus vacios, agradezco el tiempo y los momentos compartidos, aunque a tu lado conocí el cielo y el infierno, no me arrepiento de haberme enamorado de ti, aprendí mucho de esta experiencia, duele sí, pero cada día iré sintiendo menos y recordando más, me quedo con lo bueno y de corazón deseo que seas feliz  solo o acompañado y que encuentres lo que buscas.










Por: Alma Patricia López Velázquez


Vía: CartasSinDestino




elementos

Disculpen las molestias, esto es una Revolución.





TE RECOMENDAMOS