Chica subastó su virginidad en Internet y alguien la compró; esta fue la millonaria cantidad


Viernes, 31 Marzo 2017
Chica subastó su virginidad en Internet y alguien la compró; esta fue la millonaria cantidad

Quizá recuerdes a la adolescente que hace unos meses subastó su virginidad por Internet para evitar que sus padres perdieran su casa y se quedaran en la calle, pues finalmente tiene un comprador. Alexandra Khefren la vendió al mejor postor mediante la agencia alemana Cinderella, y ha recibido una oferta de 2.5 millones de dólares de parte de un comprador millonario.

La adolescente de 18 años, dio a conocer en un comunicado en la página de la agencia que habría vendido su virginidad exitósamente a un comprador en Hong Kong. La inglesa dijo que ha hablado con el “comprador” y asegura que es muy “amigable”.


“Quería vender mi virginidad con Cinderella en lugar de regalársela a un amigo que luego me dejaría de todos modos. Y creo que muchas otras mujeres tienen la misma actitud. ¿Cuántas mujeres no hacen retrospectiva a ese momento y desearían en lugar de eso, haber recibido 2.3 millones de euros?”.

Pero la transacción no ha sido tan fácil, Alexandra admitió que sus amigos y su familia la amenazaron con desconocerla si seguía con su controversial plan. La compañía Cinderella acompañará a Alexandra a conocer a su pujador misterioso y se embolsará el 20% de las ganancias.


También dieron a conocer que otras 300 vírgenes han inundado su sitio, buscando vender su virginidad para ganar millones.


“Mientras tanto, más de 300 vírgenes nos enviaron una petición para vender su virginidad en nuestro sitio. Mujeres de Australia, Europa, África, Norte y Sudamérica, de países árabes y de Asia”.

Alexandra había sido entrevistada en los medios luego de su publicación, y ahí explicó que la idea le vino cuando vio la película Propuesta Indecorosa, donde Demi Moore vende una noche por 1 millón de dólares.


“Estoy enfocada solo en los negocios, no soy emocional. Creo que estará bien, un vaso de vino será suficiente para sobrellevarlo”.

Todo se le ocurrió por la necesidad de dinero, pues sus padre están a punto de perder su casa y ella quiere estudiar en Oxford. Sus padres, aseguró, no sabían de su oferta en Internet.


Los entrevistadores se mostraron preocupados pues no parecía tener claros sus planes, pero finalmente, la agencia alemana de acompañantes, hizo todos los arreglos.












Vía: LaGuíaDelVarón




elementos

Disculpen las molestias, esto es una Revolución.





TE RECOMENDAMOS